Persianas protagonistas

No hace mucho encontré al lado de un contenedor, una hermosa persiana blanca, antigua, desgastada y que pesaba un quintal. Generalmente cuando encuentro estos tesoros en los contenedores o aledaños, me pasan por la cabeza dos cosas por partes iguales; facinación y vergüenza. Así que en ese ejercicio rápido de cogerlo a toda prisa para que ningún vecino piense que tengo una enfermedad, y salir a toda del lugar de los hechos, es adrenalina pura.Lo de después es unas horas de trabajo y cuadrar su decoración en cualquier lugar... La mía sigue en el garaje, pero he encontrado estas ideas... Espero que os gusten. image

image

image

image

image

image

image

image

image

image Fotos vía Pinterest